Cerrar los ojos. Poner atención en la respiración. Apagar el ruido externo. Permitir que mi cuerpo se exprese a través del movimiento. Mirarme. Escucharme. Sentirme. Viajar de regreso a mi ser.

La Respiración Ovárica Alquimia Femenina es un sistema holístico de sanación creado por Sajeeva Hurtado para que las personas cuenten con herramientas que les ayuden a descubrirse y vincularse consigo mismas. En medio del acelere de la vida cotidiana y las múltiples voces que marcan pautas de acción y de pensamiento, brindarnos un espacio para hacer pausa, tener un encuentro personal y afirmar la propia verdad es un regalo que nos viene bien a todas las personas.

Practico y comparto la Respiración Ovárica Alquimia Femenina desde hace más de cuatro años y este tiempo ha sido una navegación de constantes hallazgos sobre mí y sobre el vínculo que voy tejiendo en cada respiración. Se trata de una relación con todas y cada una de las mujeres que soy, las que he ido reconociendo y las que están por revelarse delante de mí y conmigo: la que ama, la que odia, la resentida, la liberada, la que quiere volar pero no se atreve por miedo, la que ya voló y quiere ir más lejos, la sabia, la que ignora todo, la que comparte, la egoísta, la insensible, la que se desborda al sentir, la reservada, la extrovertida, la temerosa del sexo, la apasionada por el sexo, la madre, la hija, la hermana, la amiga, la amante, la terapeuta, la víctima, la victimaria, la que sana, la que se estanca, la que muere, la que renace cada vez que respira.

Saber que he ido tejiendo un vínculo conmigo me asombra porque recién le di nombre a ese acto de mirarme, aceptarme y abrazarme; saber que he ido tejiendo un vínculo conmigo me alegra porque me reconozco capaz de ser compasiva y amorosa conmigo después de que durante mucho tiempo me volqué hacia fuera, olvidándome de mí por complacer a otras personas en nombre del amor, la amistad y el deber. Para mí, respirar se convierte cada día en una hebra más clara y más amplia en este tejido, a veces fino, a veces grotesco, que es la vida. Y darme cuenta de que la forma y textura de mi tejido modifica e impacta el tejido de otras personas me hace tomar conciencia del gran tejido que somos todos: mi respiración toca, alcanza y transforma otras vidas, como mujer aprendiendo a hacerse responsable de sí misma y como mujer acompañando a otras personas en el viaje de conectarse con su gama de luces y sonidos.

Escribir estas líneas es, ahora mismo, una invitación a palpar y saborear mi vínculo con mi nombre, con mi rostro, con mi cuerpo, con la energía sexual creativa que me habita y emerge hacia todas las direcciones como eco permanente de la energía cósmica que a todos nos abraza y en todo se manifiesta. La Respiración Ovárica Alquimia Femenina, en tanto sendero que facilita el regreso a mi voz y mi poder, es principalmente un vínculo hacia adentro: íntimo, profundo, único.

Dunia Verona

Dunia Verona

Comunicóloga, Doula y terapeuta del Sistema Respiración ovárica alquimia femenina

Déjanos un comentario en Facebook